El ejército de terracota

23/09/2016
Portada

Portada

El ejército de terracota del primer emperador de China es una de las cosas del mundo sobre las que debería saber más de lo que sé. No es sólo que estuvimos viéndolo allí en Xi’an hace ya tantos años, es que incluso otra vez fuimos a Londres de fin de semana con la excusa de una exposición del Museo Británico sobre el particular.

Total, que hará tres o cuatro años me dio por comprar un libro que no he leído hasta ahora. No sé si antes o después tuve otro que me gustó mucho por sus ilustraciones, pero que en cuanto empecé a hojearlo y vi que hablaba de profecías raras y cosas medio paranormales pasé de leer. Respecto al que tratamos hoy, The Terracotta Army: China’s First Emperor and the Birth of a Nation, resulta que yo ya había leído un libro del mismo autor, de John Man, que trataba de la historia del alfabeto. Me quedé muy impactado por cuánto ignoraba sobre algo como las letras, que utilizo a diario y me pareció que seguramente este hombre podría ayudarme también a aprender algo de China o si no, al menos, del modelado de arcilla.

alfanje-xian-terracotta-army-2001

Creo que a estas alturas de la película poca gente leída habrá que no sepa que en la antigua capital de Xi’an apareció allá por 1974 y más o menos por azar un ejército de figuras de terracota que habían permanecido más de dos milenios bajo tierra y que constituían el séquito del primer emperador -Qin Shi Huang- en su entierro.

La tumba que debe de estar debajo del monte Li no se ha excavado aún y se cree que puede contener tesoros maravillosos, pero no se sabe cuándo creeran los chinos que están listos para esta proeza. Recuerdo subir al monte aquel donde paramos antes de ir al museo sin ser consciente de nada ni entender qué era lo que había que ver allí. Si vivimos lo suficiente quizá podamos descubrir si lo que escribió el gran historiador Sima Qian sobre los ríos de mercurio y esas cosas era cierto. En el libro, John Man propone cubrir la montaña entera para proteger su contenido, pero la estructura tendría que abarcar 0,5 x 1,5 km o algo así…

Sima Qian es la fuente de todo lo que se cree saber, pero escribió un siglo después del primer emperador. Por desgracia no me he enterado muy bien de las intrigas que se dieron antes de su accesión y durante su reinado, pero la China de hace veintidós siglos ya era bastante bizantina en lo palaciego. Después de quince años en esta historia apenas recuerdo el nombre del emperador y olvido todos los demás, pero se encuentra uno con todo lo chespiriano que sepueda imaginar: hijos bastardos, conjuras, cuernos, ambición desmedida, traición, venganza, crimen, lo cual viene a indicar que la gente es gente igual aquí que en China.

La parte histórica sobre el período de los reinos combatientes, la efímera dinastía Qin y sus crímenes me ha quedado bastante oscura en la mente, dada mi falta de base, pero me ha parecido interesante volver a la tensión entre legalismo y confucianismo y cómo la imagen de Qin Shi Huang ha ido variando en función del tipo de “memoria histórica” dominante en cada momento. (Simplificando: para los fansde Confucio era malísimo; para la maquiavélica Banda de los Cuatro, lo más grande, y así.)

Ya en tiempos más cercanos, la historia del hallazgo es muy interesante como suelen serlo todos las que tienen tesoros como objeto. La frustración de los hermanos que buscaban un pozo y el miedo del arqueólogo local que temía que barbaridades del estilo de las de la entonces aún reciente Revolución Cultural pudieran tocarle en desgracia. El cómo empezó aquella industria turística y en lo que se ha convertido. Un caso curioso que aparece en detalle y que no había leído con anterioridad es el del empleado del museo que se confabuló con otro para robar una cabeza de estatua y venderla en Hong Kong. Con el poder político chino pocas bromas: condenado a pena de muerte y ejecutado. Otro que quiso hacer parecido después, cadena perpetua.

Conclusión: Hoy en día hay muchísimos libros y materiales para conocer esta grandiosidad y puede que sean más recomendables que la visita al museo en el que se encuentran las estatuas, en donde uno las ve desde lejos a pesar de llevar recorridos muchos dólares de distancia. Por otra parte, para quienes no conocemos la cultura china en profundidad también los límites del aprendizaje  siguen siendo grandiosos.


Fukuyama: Orden y decadencia de la política

18/09/2016
El libro

El segundo libro

Tenía mucho interés en leer segundo volumen que igualmente versa sobre aspectos muy fundamentales que están en los mismos cimientos de la ciencia política. Estoy muy de acuerdo con la idea de Feynman de que hay que volver continuamente a los rudimentos y a repensar las bases de lo que uno ya conoce porque ese es el modo de generar nuevas ideas. A este segundo tomo sobre el orden de Fukuyama le han puesto en español “Orden y decadencia de la política” que no es quizá la más precisa pero sí seguramente la más legible. Political Order and Political Decay: From the Industrial Revolution to the Globalization of Democracy es el título original que da una idea un poco más precisa de la materia y de la etapa histórica de las que se trata. El primer volumen, sobre los orígenes del orden político, lo he comentado ya acaso en demasía.

Mientras que en el primer tomo se trataba de la creación de estructuras políticas hasta llegar al estado y de las formas y modos que adoptaban para seguir existiendo aquí el asunto está en los problemas y las cosas que van mal. Hay bastantes ejemplos de sistemas políticos que se derrumban (URSS), estados fallidos que nunca llegan a operar (Somalia), otros que tras alcanzar un nivel de desarrollo considerable vuelven para atrás (Argentina) y muchos sobre los que es discutible sobre si están mejorando o empeorando (Occidente) en un mundo apenas recientemente globalizado. Diría que gran parte de la discusión política de este momento se basa en esto último.

Muchas de las explicaciones de Fukuyama no me parecen convincentes. Aunque la geografía es un aspecto relevante me parece que no se puede demostrar que Prusia creó un estado fuerte a partir de un ejército fuerte debido a la vulnerabilidad de su posición estratégica.

La idea del equilibrio de baja confianza de Italia y la explicación de que tanto los transalpinos como los griegos tienen lo que tienen por causa del bajo capital social (Putnam) y el nepotismo es tentadora. Lo es porque porque esos fenómenos existen y están muy presentes (España también podría entrar en este grupo) pero falta mucho para que la idea sea totalmente explicativa.

El tránsito entre el patronazgo y el clientelismo que se dio en EEUU en el siglo XIX y que luego se ha extendido sí que puede haber sido un desarrollo político importante. Me parece que para que se produjera hizo falta que existiera clase media y una cierta capacidad ¿ideología? de crear símbolo y comunidad imaginada.

Hay una parte muy interesante relativa al fracaso de los estados en nation-building que opone las condiciones de partida similares de Indonesia y Nigeria (países extractores de recursos fósiles de base multiénica) y el relativo éxito de uno y fracaso de otro en crear una nación. Del mismo modo compara el éxito de Tanzania y el fracaso de Kenia , dos países vecinos y muy similares en muchos sentidos para el mismo propósito de crear una nación a partir de una diversidad de grupos étnicos (curiosamente el éxito de Tanzania parece deberse a la mayor profusión de grupos, que supone que ninguno pueda aspirar a convertirse en dominante a diferencia de los kikuyus de Kenia; en el caso de Indonesia el éxito, con sus fracasos en Timor Oriental, Aceh… se debe a la iniciativa política y el fracaso de Nigeria a no haber sido capaz de romper con el tribalismo)

La parte dedicada al modelo autoritario asiático de estado fuerte y economía de mercado controlada es muy interesante en todos sus detalles. En muchos sentidos podría ser el modelo a seguir para otros países que quisieran desarrollarse aunque es posible que les falte ese tipo de cultura colectivista. Interesantes son las instituciones que por su diseño e incentivos aparentes en Occidente habrían estado condenadas al fracaso. Lo que resulta irónico de esta parte es que la existencia de modelos eficientes y alternativos a la democracia liberal occidental parece desmentir al Fukuyama del Fin de la Historia.

La descripción de los Estados Unidos como “estado de tribunales y partidos” (Stephen Skowronek) me ha resultado interesante. Nunca había reflexionado sobre cómo el cambio político en ese país se produce a través de largos procesos judiciales y sentencias que acaban suponiendo un hito en lugar de mediante el proceso político electoral. La vetocracia y la tensión Presidente-Congreso-Senado bloquean en gran medida el proceso político, que podría haber estado involucionando en los últimos años.

Hay aspectos muy interesantes sobre la “burocracia”, entendida no cómo trámite y papeleo al estilo español sino en el sentido de administración. Cómo es necesaria y a la vez puede acabar resultando un problema. El concepto de “mimetismo isomórfico” mediante el cual unos países adoptan la estructura burocrática de otros sin llegar a alcanzar jamás los mismos resultados me ha parecido una buena idea para expresar lo que se busca mediante la creación de comités y observatorios  de fines nobles (para mejorar la educación y que sea como en Finlandia) y que aparte de ofrecer algunas sinecuras jamás logran lo que se proponen.

Un gran tema en el que creo que estamos inmersos es el de la democracia y su relación con la situación de la clase media. La opinión clásica es que la democracia precisa de una clase media (cuya aparición Marx no pudo prever y que es la que evita que se produzca el conflicto de clases que él previó). Parece que en la mayor parte de los países del desarrollados la edad dorada de esta clase media (que en realidad serían varias clases) ya pasó. La atomización de grupos dificulta la consolidación de coaliciones reformistas. La última salida parece que ha sido la populista y desde desde que se escribió este libro hasta hoy he visto Podemos, Brexit, secesionismo catalán, Trump, Marine Le Pen, autoritarismo de estilo polaco-magiar en lugar del clásico tránsito de gobiernos socialdemócratas y democristianos al que las décadas nos habían acostumbrados. El bloque liberal-conservador parece algo más sólido pero el progresista-sociáldemócrata-redistribuidor lo encuentro totalmente perdido en una serie de causas identitarias y single issues que a veces colisionan entre sí y se les van de las manos.

Por último, una idea bien razonable de Fukuyama es que hay muchas causas de decadencia del orden político y que el exceso de democracia puede ser una de ellas.

Lo mismo que al primer volumen, le veo méritos para convertirse en un fijo en la bibliografía académica de la disciplina.


Francis Fukuyama: Orígenes del orden político (2011)

17/09/2016
El libro

El libro

Hace un par de años se me quedó en el tintero hacer una recensión más completa del primer tomo de Fukuyama sobre el orden político y sus orígenes (The Origins of Political Order: From Prehuman Times to the French Revolution. Nueva York, Farrar, Straus and Giroux. 2011). En estos días he estado leyendo el segundo (Political Order and Political Decay: From the Industrial Revolution to the Globalization of Democracy. 2014), que trata sobre el orden político y su decadencia y me ha dado por hojear el anterior para ponerlo en relación.

Creo que no voy a ser capaz de sintentizar mejor lo que ya indiqué en cuatro entradas sobre otras tantas partes del primer volumen:

Hace ya más de una década que concluí mis estudios formales de ciencia política y no estoy muy al corriente de las tendencias bibliográficas en el mundo académico pero tengo la impresisón de que estos dos tomos podrían convertirse en referencias clásicas de la teoría política y del estado.

Tiene varias virtudes como las de enlazar con otras disciplinas como el estudio de la prehistoria, la zoología y la antropología al plantearse las condiciones políticas pre-estatales de los primeros humanos; sobrepasar la visión eurocéntrica que tradicionalmente se ha ofrecido en la disciplina, ya que sitúa el origen del estado en China y ofrece ejemplos de países como Hungría, Polonia o el imperio otomano que no son los tradicionales ejemplos (Inglaterra, Francia, EEUU) que suelen mostrarse y que presentan un ideal de democracia como una clonación de Westminster o Washington que debería extenderse hacia todos los demás lugares.

Respecto a esto último, servidor tuvo una asignatura llamada “Sistemas Políticos de Europa”, que en realidad debería haberse llamado “Introducción a los sistemas políticos del Reino Unido, Francia, Italia y Alemania”. Del mismo modo, las veces que estudié Historia en la educación básica y en el bachillerato, aquello empezaba en Egipto y Mesopotamia y jamás hubo una referencia más al oriente, hacia la parte del mundo en la que en nuestro siglo vive la mayor parte de la población. Esto también deberá corregirse hasta cierto punto en las próximas décadas.

Con un poco de suerte en los próximos días hablaremos de la decadencia, que en inglés en es decay como la caries ,porque en inglés lo “decadente” mola.


El tercer chimpancé

11/09/2016
El tercer chimpancé

El tercer chimpancé para jóvenes

En aras de la exhaustividad quise leer más libros de Jared Diamond. Agarré “El tercer chimapancé” de un estante de mi librería habitual sin reparar en que no se trataba de la edición original de 1992 sino una reedición de 2015 “para jóvenes”. No sé cuál será la diferencia, pero entiendo que básicamente se trata del mismo libro. Parece inferior al de “Armas, gérmenes y acero” (el que más me gustó) y a “El mundo hasta ayer” (que trata aspectos más específicos de las poblaciones humanas). A cambio se lee mucho más deprisa (a lo mejor por lo de los jóvenes). Si el libro de 1992 se parece mucho a este, parece que el autor ya iba apuntando a temas que iba a desarrollar más extensamente con posterioridad.

Hay una parte dedicada a explicar la similaridad genética y las diferencias entre el ser humano y chimpancés y bonobos (estos últimos también llamados chimapancés pigmeos, de ahí lo de que seamos el tercer chimpancé). La parte relativa a la sexualidad humana y su parecido con la de ciertas aves me ha recordado a “The Mating Mind” de Geoffrey Miller, un libro que leí demasiado tarde en la vida como para sacarle partido.

No tengo la sensación de haber aprendido un montón de cosas, pero la explicación de por qué la piel más oscura de las poblaciones humanas cercanas a los trópicos se debe más a la selección sexual que a la selección natural me ha parecido reveladora. También es un remedio para mi ignorancia el listado de características similares entre los componentes de una pareja humana determinantes para que se atraigan y que suelen pasar desapercibidas.

Leer ciencia es más gratificante que leer teoría política, pero es seguramente una toma de partido también.


Irlanda del Norte 3 – España 2, Belfast 06-09-2006

06/09/2016

Hoy hace diez años de la vez aquella que fuimos a Belfast a ver el partido clasificatorio para la Eurocopa de 2008 que enfrentó a Irlanda del Norte con España. Es la única vez que he ido al fútbol en mi vida. Se lo agradezco al maestro Carlos, que consiguió las entradas y nos llevó con gran mérito. Fue toda una experiencia a pesar de la derrota tras haber ido por delante en el marcador en dos ocasiones. Se nos vió muy ufanos (0:35) celebrando el primer gol, el de Xavi. Creo que no había ni cien españoles en el estadio, contando como dos a Manolo y al bombo. Quién iba a ir desde España un miércoles a un sitio como Belfast para ver un triste partido clasificatorio de esos que se tienen que ganar con facilidad.

Un periódico de la época (ya no existe)

Un periódico de la época (ya no existe)

Herald AM (Dublín 07-06-2006)

Herald AM (Dublín 07-06-2006)

Al día siguiente tenía una reunión de crédito en el trabajo con gente bastante futbolera. Hubo un poco de guasa. Me guardé el periódico gratuito que solían dar en la estación del trenes.

Tengo fotografías del partido que son bastante malas, debido a la oscuridad, la mala cámara que tenía por aquel entonces y a que en el fondo estaba a otra cosa. Aquí las dejo por si aportan algo a algún historiador del fútbol.

Pasando la seguridad

Pasando la seguridad para acceder al estadio

La llegada al estadio no fue problemática, algunos coches nos pitaron al ver que íbamos en uno con matrícula española. Creo que un tipo nos dijo que nos iban a meter tres, como finalmente pasó.

Portería

Portería rival en la primera parte

Nos tocó en un rincón del estadio en cuya portería pudimos ver tres goles, uno propio y dos contrarios. El que se me quedó grabado en la memoria fue “el globo”, el tercero de ellos. Los tres los metió el mismo tío.

Estos que estaban justo enfrente de nosotros fueron los que más animaron

Estos que estaban justo enfrente de nosotros fueron los que más animaron

Otra de las cosas que me impresionó fue el himno de Irlanda del Norte, que hasta ese mismo día no sabía que era el mismo God save the Queen que también canta Inglaterra. No el himno en sí, sino la solemnidad y el cómo resonaba en un estadio relativamente pequeño.

Preparándolo todo

Preparándolo todo

Tengo más fotos de los preparativos, el calentamiento y la ceremonia de himnos que del partido propiamente dicho, ya que aunque el ritmo no fue precisamente trepidante tenía la atención en el juego por si, buena o mala, pasaba alguna cosa.

Calentamiento y banderas

Calentamiento y banderas

Llegamos con algo de luz del día, pero anocheció antes de que empezara el partido.

Portería de lejos

Portería de lejos

De lo que pasaba en el área lejana me enteraba más bien por una pantalla gigante que había junto a aquella portería. Me imagino que esto será lo normal en los estadios. También habrá gente de vista más aguda y estadios mejor iluminados.

El único jugador que ha ido a Inglaterra y no ha aprendido inglés

El único jugador que ha jugado en Inglaterra y no ha aprendido inglés

Por culpa de una foto de José Antonio Reyes que he visto algunas veces en el ordenador tenía la sensación de que lo había visto jugar y sólo chupó banquillo. En estos tiempos es muy sencillo acceder a este tipo de información.

Raúl y Ramos

Raúl y Ramos

Este fue el último partido internacional de Raúl. A pesar de que la mala memoria lo desvirtúa todo, tengo la sensación de que Ramos jugó tirando a bien en un partido flojo de la mayor parte del equipo.

Vamos a empezar

Vamos a empezar

Niños, banderas, himnos, etc.

Himnos

Himnos

afsads

Una mascota

Una mascota  o algo y la bandera de Nigeria

Veo que en Irlanda del Norte, como en el fútbol gaélico de Irlanda también hacen lo de apropiarse de una bandera que contenga los colores de la camiseta: Andalucía, Nigeria. Recuerdo que había una prominente bandera de Gibraltar. No sé si para hacer rabiar a la peña, pero tiro errado ya que creo que en España apenas unos cuantos conocen la bandera de Gibraltar.

Un plátano sujetando una bandera de Galicia

Un plátano sujetando una bandera de Galicia

En el descanso (1-1) se nos acercaron los de las radios a preguntar cómo estábamos viendo el partido y la impresión general era que no estaba yendo bastante bien. Luego al final yo salí en la COPE diciendo que era un desastre y que hacía falta un cambio de seleccionador. Ahora resulta gracioso recordarlo, porque aunque unos días después empataron con Suecia dando bastante pena, al final el equipo se clasificó primero de grupo para la Eurocopa de 2008 que acabó ganando así como el Mundial de 2010 y la Eurocopa de Polonia-Ucrania en 2012. Este partido fue un punto de inflexión en una trayectoria históricamente triste adornada por el infortunio.

Uno de Bilbao que vivía junto al estadio y lo sabía todo de la selección de I.N.

Uno de Bilbao que vivía junto al estadio y lo sabía todo de la selección de Irlanda del Norte

Mucho colegueo con la prensa debido a que éramos cuatro gatos. Andaba por ahí un comentarista deportivo un poco chorra que en aquellos tiempos se había hecho famoso en la prensa del corazón por líos de faldas.

Estrella atendiendo a los medios

Estrella atendiendo a los medios

Después de acabar, los norirlandeses estaban celebrando exultantes. Desde nuestra grada hasta la salida teníamos que pasar por muchas gradas de la hinchada local, que quería quedarse más tiempo de juerga. Varios nos dieron la mano y nosotros les felicitábamos por el partido, que estuvo más que bien para un equipo pequeño. Un ambiente muy sano y de mucha deportividad.

asfd

Noche negra

Recordaba yo que en el mundial de Naranjito también habíamos palmado con los del Úlster. Luego no se han clasificado para casi nada en más de treinta años hasta que este año han llegado a la Eurocopa y eso porque han subido en número de equipos de 16 a 24. Los estuve apoyando en la tele en el partido que perdieron frente a Gales. Gales también me gustaba, pero prefirieron bréxit.

Córner

Córner

Hermosos recuerdos.

Entrada del Irlanda del Norte - España (septiembre 2006)

Entrada del Irlanda del Norte – España (septiembre 2006)


Cursillo de ética

30/08/2016

Quienes hayan trabajado en multinacionales estadounidenses estarán acostumbrados a tener que hacer una serie de cursillos sobre diversos temas poco relacionados con su empleo. Creo que más que nada sirven para que la compañía se cubra las espaldas en caso de que surja algún problema jurídico-legal. Hoy he tenido que hacer uno sobre ética, sobre “la ética” así, en general. La estructura es siempre la misma: unas presentaciones muy facilitas con casos prácticos y luego unos tests con preguntas que seguramente se podrían resolver sin haber visto el material introductorio. Me ha llamado la atención una pregunta que salía en uno de los test:

Alicia se pregunta si puede cobrar por un producto 1.00$ a los hombres y 0.59$ a las mujeres, ya que de promedio las mujeres ganan menos que los hombres. ¿Sería esto ético?

Bueno, el cursillo lo hace una empresa de California y la nuestra también es de Silicon Valley. Uno conoce y en buena medida comparte los valores liberales imperantes en el gigante norteamericano así que estaba muy seguro de que la respuesta era “no”, ya que tenemos que tratar a todos los clientes por igual y no los podemos discriminar. En cambio tengo dudas de que en España esta respuesta fuera tan clara, cuando se han llegado a ofrecer diferentes precios no ya en los derechos de los consumidores sino en el derecho penal.


Palabras arábigas e ibéricas

26/08/2016
adfs

Del Alhocigo (Cap. CXL)

Tomé esta ilustración de un pistachero de la edición del “De Materia Médica” de Dioscórides Anazarbeo preparada por el doctor Andrés Laguna e impresa por Juan Lacio en Amberes en 1555, por los tiempos en que los Países Bajos eran dominados por la misma monarquía que España. El fruto seco al que hoy llamamos pistacho se conoció en tiempos como alhócigo, alfócigo o alfónsigo, que nos parecen nombres necesariamente más hermosos en este blog titulado y subtitulado por palabras árabigas.

Otra palabra arábiga que aparece en este tratado y que había leído pocas veces y oído jamás es albérchigo, que vale tanto como albaricoque y que muestra el origen pérsico de la fruta. La última vez que estuve en Guipúzcoa vi un cartel en una frutería y en él anunciaban al albaricoque como alpertxiko. No sé si es la forma vascuence más habitual, ya que encuentro varias en los diccionarios, pero la tomo para una lista de palabras (entre las que se encuentran el mercado y la camisa) con la extraña de característica de que el vasco usa una palabra árabe con más frecuencia que el castellano, que gasta pocos albérchigos, zocos y alcandoras.