Lenguas finoúgricas

Antes de mi primer móvil Nokia, Finlandia ya me había cautivado. Hay una serie de imágenes tópicas, de rubiez y de barbudo gordo borracho y lapón en Rovaniemi y algunas lecturas de Ganivet y el Kalevala, y algunos misterios del adn mitocondrial de los agrícolas que siempre han estado ahí. Hace algunos años pisé Helsinki y dí un salto a Tallin sin que la experiencia me marcara. El centro del magnetismo ha estado siempre en la orfandad de las lenguas finoúgricas o ugrofinesas , que tanto da. Uno ve el mapa lingüístico de Europa y además de con los huerfanos vascuences, se encuentra con los hermanitos huérfanos húngaros, estonios y fineses, que tienden a ser tomados por extraterrestres siendo como son transurálicos. Y siempre acaba uno leyendo que emparentan las tres lenguas ugrofinesas y europeas con otras de Siberia, de pocos hablantes y sin saber cuántos ni cuales. Y hasta que no encontré este mapa un día (y alabo la proyección) no pude percibir en su esplendor polar la extensión de taiga y tundra que han arrastrado los extraterrestres de Europa a este lado de esas montañas colosales.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s