Carroza cenicienta

Carroza fúnebre

Carroza cenicienta, que no la carroza de Cenicienta. Hoy me he subido al autobús y me he sentado en un lugar que no acostumbro, la primera fila del segundo piso. Para los turistas es una maravilla por la vista privilegiada; para los transhumantes laborales no tiene excesivo interés. Pocas veces uno ve algo interesante de camino al trabajo. Pero hete aquí, que de repente aparece una carroza funeraria tirada por dos briosos caballos blancos.

Carroza vacía

El autobús ha necesitado un buen rato para poder adelantarla. Nunca había visto algo semejante. Me imagino que la impresión que causa debe de ser aún mayor cuando va cargada y ornada. No sé si habrá muchos finados o deudos interesados en este servicio, ni qué tipo de gente lo requerirá. Casi, una película de época me parece que tiene mayor probabilidad de ser su causa.

Anuncios

One Response to Carroza cenicienta

  1. […] Un fin de semana cualquiera en la calle Dawson, que para nosotros es la de las librerías. Cuando llegué a Dublín en 1999 me sorprendió la cantidad de caballos con cargas de leña que circulaban por entre el tráfico rodado. Hoy es menos habitual pero existen estas carrozas para turistas. También las hay de pompas fúnebres. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s