Lagaan

Lagaan: érase una vez la India

He estado viendo esta película india, que debió de causar sensación hace cosa de diez años. La gente de mi trabajo suele ver casi todas las películas que salen. A mí no me gusta tanto el cine, así que creo que voy a intentar ver películas que aún se consideren buenas cuando los interesados hayan dejado de gastar dinero promocionarlas. Esta está disponible en Youtube y con subtítulos en español.

Lagaan es un impuesto sobre una parte de la cosecha, una especie de diezmo sobre el que nada he conseguido averiguar. La peli tiene como escenario una aldea de la India colonial británica, allá por 1893 y ya sólo con esto me tiene ganado. Aunque nadie que viera mi ropero lo diría, se esconde en mi interior un fan del colorido. O al menos por el color del azafrán. Recuerdo mucho Monsoon Weddings (otra peli india, muy triste) y es sobre todo por ese tono anaranjado. Y toda la obra de Kipling, claro está. En cuanto a la estructura, la película se divide para mí en dos partes. La primera hora en la que se presentan los personajes y el contexto y se plantea el nudo, parte que está muy bien, y luego la segunda hora, el partido de críquet, que es tan peñazo como ese deporte y más aún sabiendo lo que va a pasar como lo sabe cualquiera que haya visto más de tres películas en su vida.

No es justo llamarlo deformación profesional, pero una de mis aficiones es buscar ideas políticas en los productos artísticos. En especial me gusta encontrar en las películas históricas valores posteriores a los de la época. Hay una cosa que me ha llamado la atención en el Champaner fílmico. Es una aldea multicultural en armonía, lo cual refleja un ideal, no diría sólo postcolonial sino también postpartición. A lo largo de la película aparecen y se explican mitos hindúes, pero también un musulmán y un sij aparecen hablando con Alá y con el Gran Gurú. La paz y convivencia entre todos no es sólo un ideal moderno, pero es verdad que se minimizan mucho las diferencias entre grupos autóctonos y no se ve por ningún lado el apoyo de unos grupos y otros que tanto tiempo sostuvo en el machito al colonizador británico. Hay otro bonito detalle de rechazo al sistema de castas. Creo que también es bastante contemporáneo, teniendo en cuenta la situación actual del asunto.

Por lo demás, en asuntos prepolíticos, temas bastante humanos, clásicos, chespirianos: la campesina enamorada, niña rica chico-pobre, el líder justo, la traición. El malo es tan malo que no es muy creíble. Me llama la atención lo de que tenga detalles de maldad gratuita como perdonar el impuesto a los subditos del marajá si este come carne en contra de su religión o que arriesgue su hacienda en un arrebato de soberbia, en cambio no suelta insultos racistas ya que el público se indignaría. Las dos chicas están muy bien y al final cada oveja con su paraja. Un gran punto a favor es que, para ser lo que es Bollywood, no se me han atragantado los números musicales.

Anuncios

2 Responses to Lagaan

  1. sandra coral m. dice:

    hola, no se si tuvieras el dato del ultimo tema instrumental de la pelicula, justo cuando elizabeth y su hermano se van del acantonamiento, te dejo mi correo kaajol_25 del hotmail 😉

  2. […] dedicadas al tomate, un libro religioso y el mechero Bunsen; una bonita fiesta en Donneybrook, Bollywood, National Geographic. Palabras y revelaciones. Me gustó una coincidencia anacrónica con el gran […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s