Natividad de Jesús de Nazaret

Hoy puede ser el mejor día para recordar que según la mayoría de los estudiosos del asunto Jesús de Nazaret, si es que existió[1], nació entre el año 4 y 6 antes de nuestra era[2], probablemente en Nazaret y no en Belén (aunque los relatos lo sitúan en Belén para hacer cumplir una profecía hebrea) y en una fecha indeterminada.

Con posterioridad y durante la extensión de mito por el mundo helénico, se le hizo nacer de una madre virgen (aprovechando la popularidad de una tradición griega anterior)  y después los cristianos escogieron el 25 de diciembre como día de su nacimiento, aprovechando también el tirón de las festividades ya existentes en el Imperio Romano[3]. Tras la alianza con Roma, llego el pacto con los mercaderes del templo, que pusieron las rebajas en las semanas siguientes, sellando la alianza religiosa, militar y comercial que llega hasta nuestros días.

En fin, bien es sabido que los fundadores del cristianismo son Pablo y Constantino.

A lo largo de los últimos años, he leído bastante sobre la historicidad de Jesús de Nazaret, y independientemente de las creencias de los eruditos, a mi modo de ver es imposible separar al personaje del mito y saber si en realidad se trata de un único personaje o de una suma de anécdotas reales y falsas de más de un personaje. Y si se descuenta toda la magia y los milagros y lo de ser el hijo de un dios, al final la cuestión de si existió o si no, es casi irrelevante.

Hace unos meses leí este comentario sobre el libro de Ehrman, “Did Jesus exist?” y quise dejar un comentario al respecto en la entrevista que un amigo hizo a Acharya S (“The Christ Conspiracy“).

Cuando Ehrman dice que el personaje sin duda existió, aunque es imposible conocer qué es lo que hizo y lo que no y seguramente no hizo milagros como andar sobre las aguas, multiplicar panes y peces, ni devolvió la vista a ningún ciego ni resucitó a ningún muerto, su visión me hizo recordar el viejo chiste de Radio Yereván:

Pregunta para Radio Yereván: ¿Es cierto que Grigori Grigoriévich Grigóriev ganó un automóvil de lujo en la competición intersindical de Moscú?

Respuesta: En principio sí, pero primero hay que decir que no fue Grigori Grigoriévich Grigériev, sino Vasili Vasiliévich Vasiliev; en segundo lugar, no fue en el campeonato intersindical de Moscú, sino en un festival de koljoses de Smolensk; tercero, no se trataba de un auto sino de una bicicleta, y cuarto; no la ganó sino que se la robaron.


[1] La mayoría creen que sí que existió, pero también es verdad que suelen ser cristianos. En las cuestiones de fe, no me parece muy relevante si una postura es mayoritaria o no. Mi opinión a partir de los textos antiguos es que su existencia es más probable que la de otras figuras miticohistóricas, pero dista de ser tan indudable como la de, por ejemplo, Cristóbal Colón. Quizá apostaría por el sí, pero no me jugaría todo mi dinero.

[2] ¡Antes de sí mismo!, según la forma más normal de referirse a nuestra era en español. Todo por culpa de Dionisio el Exiguo.

[3] Las Saturnales, el mito del Sol Invicto.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s