Paseo hasta el obelisco

29/12/2015
Croppy Acre y fábrica de Guinness

Croppy Acre y fábrica de Guinness

Ayer fui caminando hasta el Phoenix Park y hoy voy a enseñar unas pocas fotos de mi safari. El primer lugar en el que paré está frente al Museo Nacional (sección Artes Decorativas) en los antiguos cuarteles que aún se conocen como Collins Barracks (por el famoso Michael Collins). Frente al museo y la parada homónima del tranvía hay un fantástico terreno urbanizable que se llama “Croppy Acre” o “Croppies Acre” y probablemente no se le da un mejor uso debido a los clásicos tabúes relacionados con la muerte. Hay quien cree que aquí enterraron a los croppy boys de la rebelión de 1798, pero a saber. Es una especie de parque que permanece cerrado casi todo el tiempo y los yonquis utilizan una especie de monumento que hay en su centro para chutarse a placer. Ya he dicho mil veces que la absoluta falta de sentido urbanístico define la gran mayoría de las políticas públicas en estea ciudad. He parado más que nada porque me he dado cuenta de que desde aquí se ve bien el mirador de la Guinness donde estuvimos el otro día.

Anna Livia

Anna Livia

Un poco más adelante me encontré con la estatua de Anna Livia que antiguamente (hasta 2002 o por ahí) estaba en O’Connell st. No sabía que estaba aquí (compruebo ahora que sólo desde 2011). Lo curioso es que habré pasado muchas veces por delante, pero resulta que también está en una especie de zona verde vallada y de difícil o imposible acceso. Hay una interesante tradición en Dublín que consiste en ponerles nombres que rimen a las estatuas. Anna Livia era un personaje de Joyce en Finnegan’s Wake que representaba al río Liffey. El nombre de la estatua para el populacho: Floozie in the Jacuzzi.

Árbol de Navidad en el Fénix Park

Árbol de Navidad en el Fénix Park

dublin-phoenix-park-obelisco-wellington

Obelisco de Wellington

Luego una vez que he llegado al parque, como los días son aún cortos y no me iba a dar tiempo de más, me he acercado al obelisco de Wellington, que queda muy cerca de la entrada. Es bastante más grande de lo que parece cuando uno lo ve. Una vez les había dicho a mis padres que tiene inscrito “Salamanca” en un lateral, pero no he encontrado información sobre qué ciudades y batallas se mencionan. Me he acercado y en efecto, hay varias batallas de la Guerra de la Independencia o Peninsular War que le llaman los guiris. El nombre de Salamanca está inscrito en la cara norte y se refiere a la batalla que nosotros llamamos “de los Arapiles”. También aparecen “Vittoria” y “Pyrinees” (que me imagino que es por la batalla de San Marcial), y luego ya pues la India, Waterloo…

El primer duque de Wellington (y Ciudad Rodrigo), Arthur Wellesley, nació en Dublín, dicen que en una casa que está enfrente de lo que hoy son las oficinas del primer ministro. Esto lo sé porque cuando trabajaba por la zona vi varias veces una placa que lo indica. También hay otra en Grafton st que conmemora el lugar donde cursó estudios. ¿Irlandés o británico? Si alguna región española se independiza en el futuro lo fácil es que nos veamos obligados a elegir sobre el pasado. Como sus hazañas fueron a mayor gloria del Imperio británico se le suele considerar foráneo (no en cambio a otros de la misma lealtad y diferente profesión). De hecho ha habido propuestas de demolición del obelisco y a diferencia de la Columna de Nelson seguramente lo haya salvado el estar apartado de la ciudad.

dublin-salon-cubico

Curioso salón y árbol navideño

Paella precocinada

Paella precocinada

Sin mucho más volví a casa a cenar. Son días muy breves y de mal tiempo en los que me obligo a salir de sin demasiadas ganas. A las cuatro y poco se hace de noche.

Anuncios

Tristeza extraña

09/05/2015
Mangan

Mangan

James Clarence Mangan es un poeta cuya estatua en Dublín tiene más fotógrafos que lectores sus obras. Un día pasando por delante de la misma me percaté de que el argótico verbo mangar seguramente tiene bastante que ver con llevarse algo escondido en la manga.

La semana pasada, a pocos metros del busto inmortal del autor, me encontré con un billete de cincuenta en el suelo. Al abrirlo vi que envolvía a otro de diez y una inspección más detallada confirma que los billetes anaranjados son dos y que de golpe y porrazo me he encontrado con ciento y diez euros. Nadie cerca. No parece que haya cámara oculta.

Tengo que ampliar el mapa que hice en su día con los lugares dublineses donde me había encontrado dinero para agregar la cartera con más de trescientos euros que se me apareció en Merrion sq en octubre y este último hallazgo. La china de la cartera tuvo la suerte de haberse dejado también las tarjetas y de tener colgado su currículo en internet.

Estas cosas no deberían ocurrirme a mí, estando como está la calle llena de gente que malvive. Ni cien euros ni mil me resuelven la vida y en realidad ni siquiera me la alegran el día, dado que no me compensan por la alteración del orden natural de las cosas. Me quedo unos veinte minutos por los alrededores de la estatua, a la espera de esa persona azorada que deshace el camino andado mirando al suelo con preocupación y como no aparece me acabo yendo más triste y casi igual de pobre o de rico.


El hombre del sextante

16/05/2014
Ahí está

Ahí está

Todo el que venga a Dublín pasará por Grafton street y en una de las calles aledañas –Duke street– podría ver por encima de los toldos de los bares la estatua de un marino con casaca roja y un sextante entre las manos. He intentado averiguar a qué se debe semejante cosa y no he encontrado demasiada información. El pub que hay debajo se llama Bailey y hasta he caido en una pista falsa, ya que la compañía Burt & Bailey de Detroit construyó el primer prototipo de sextante ecuatorial. Pero el sextante ecuatorial es en realidad otro aparato y es también un siglo más moderno que el que nos ocupa.

Según leo, la estatua nos recuerda que en algún tiempo el edificio lo ocupaba el gremio de suministros navales. El protagonista del Ulises de Joyce, Leopold Bloom, pasa por esta calle y a este punto lo llama “la esquina de Combridge”. El bar del sandwich de gorgonzola y el borgoña queda casi al lado.

——-

17.10.2015:  Leo que al parecer la ubicación original (1810) de la estatua era una tienda de productos optométricos en Capel st.


Cono y Connolly

19/11/2013
connolly-statue-cone-2-2009

James Connolly

En Internet se encuentra uno de todo, como por ejemplo un artículo de  la BBC preguntándose ¿por qué hay gente que pone conos de tráfico en las estatuas?. La respuesta que da tiene que ver con la abundancia de alcohol y obras públicas en el centro de las ciudades, aunque algo más allá puede también leerse entero para saber de  Julio César y Alcibíades y ver una galería de imágenes de estatuas adornadas con conos.

Una mañana de otoño de 2009 iba yo hacia mi centro de trabajo de entonces y me encontré con la estatua de James Connolly que hay enfrente de Liberty Hall tocada por uno de esos conos anaranjados. Me pareció un detalle feo, teniendo en cuenta que es considerado un héroe nacional y que el Imperio Británico lo fusiló sentado en una silla, por causa de las heridas recibidas durante el Levantamiento de Pascua.  Quizá esté bien desacralizar esas cosas, pero mejor con artículos.


La dama de la ventana

28/10/2013

La dama de la ventana, conocida en lengua inglesa como the lady in the window, aunque no creo que muy famosa fuera de Dublin, es un personaje muy kitsch y característico de los peores barrios de la capital irlandesa. Es una estatua que mucha gente coloca en sus ventanas. A veces tienen una para cada ventana de la casa. Hay muchas teorías sobre la razón de este icono skanger, pero nadie sabe a ciencia cierta si alguna de ellas es la verdadera.

La he visto en infinidad de lugares. Suelen ser las viviendas del lumpen. A estas alturas tendría ya una buena colección de fotografías, si no fuera porque muchas veces no me he atrevido a sacar la cámara en los lugares en los que se encuentra. Aquí pongo a su disposición un recorte de periódico gratuito, una foto tomada del anuncio de venta de una casa y maravillosos primeros planos que pude tomar de un ejemplar que se encontraba en el lugar más insospechado y un vídeo homenaje recopilatorio.

Si vienen a Dublín y salen del círculo turístico. Si pasan al norte de Parnell st, o más al sur de Merrrion sq, echen un vistazo a los ventanales y seguro que la encuentran.

Recorte 22 agosto 2009

Recorte 22 agosto 2009

.

En un anuncio para vender una casa

En un anuncio para vender una casa

k

Vista frontal

.

l

Vista dorsal


Bicho trepando por edificio

24/12/2012
El edificio y el bicho en la pared

El edificio y el bicho en la pared

Esta semana me he tenido que pasar a hacer unos trámites a una oficina en la parte noble de la ciudad, una por la que no paso con frecuencia. En los últimos años han aparecido entre las mansiones georgianas de ladrillo edificios de corte más moderno. He reparado en uno por un motivo que podría parecer singular y no lo es tanto. En la pared hay una escultura que representa un animal trepando. No sé de qué tipo de bestia se trata: podría ser un perro o una cabra o incluso más cosas.

Digo que esto no es tan sorprendente como podría parecer porque hay más edificios con animales así. Algunos incluso con figuras humanas de ese color verde como de óxido de cobre, que no logra sino que el efecto sea el de un cadaver emparedado. Las he visto tanto en Dublín como en Belfast y debería tirar de mi colección de fotografías para hacer una galería con todos los ejemplos juntos. Entretanto, me quedo que si galgo que si podenco, que si perro que si cabra.

El bicho de cerca

El bicho de cerca


Un toro en Dublín

24/08/2011

Cerca del ya no tan nuevo teatro y auditorio del Gran Canal, ha aparecido una estatua metálica, algo boteriana en mi opinión, que representa un toro. Para que no haya ninguna duda su pedestal ofrece las cuatro letras que dan nombre a la bestia en idioma español: T-O-R-O.

TORO y el Grand Canal Theatre

El establecimiento que hay al lado es un bar de tapas. A mí me parece que lo que aquí llaman tapas es algo más parecido a las raciones que a lo que nosotros entendemos por tapas. En cualquier caso, tapa, es una palabra que no se ha solido utilizar en mi provincia en el sentido de bocado. Nosotros les decimos pinchos. Las tapas de por aquí (y me imagino que es lo mismo en otros lugares del mundo anglosajón) dan para varios bocados. Como bien es sabido, ni la hamburguesa es oriunda de Hamburgo, ni la pizza estadounidense se hace igual ni lleva lo mismo que la italiana.

Como si fuera de Fernando Botero

El otro día tenían puesta música de tango y había un bailarín entrado años que me parecía muy bueno. La pelirroja se dejaba hacer.